Código promocional aplicado. Procede al pago y disfruta de tu descuento. Código promocional aplicado.
Verás el descuento al pagar.

*Válido para las suscripciones mensuales y los cursos de Maratón.

Clases en línea de francés para principiantes

Clases con profesores cualificados en directo

Francés para principiantes

Aprender un idioma nuevo puede parecer aterrador, pero la realidad es que no tienes nada que temer. Comenzar el aprendizaje del francés puede convertirse en algo muy sencillo si se utiliza un esquema mental apropiado y se practica con regularidad. En la actualidad se pueden encontrar servicios de todo tipo que te ayudarán a aprenderlo, así que no tienes que decantarte por un método especialmente caro. Ningún lenguaje se adquiere de manera inmediata ni existen atajos que permitan adquirir fluidez en muy poco tiempo, pero si tienes la determinación de dedicarle las horas que requiere, serás capaz de adquirir un alto nivel de conocimientos que te permitirán interactuar en francés haciendo frente a una amplia variedad de situaciones.

Si has decidido embarcarte en el aprendizaje del francés, empieza por lo básico, es decir, palabras y frases cotidianas. Piensa en lo que te resultaría útil saber para poder comunicarte dentro de casa, en la universidad o en el trabajo. Ten en cuenta cuál es tu ocupación y sobre qué temas necesitarías hablar en tu vida diaria. Ten a mano un diccionario o descárgate alguno para poder llevarlo contigo en el móvil.

Las clases de francés para principiantes son una buena manera de aprender cómo hablan las personas realmente, lo cual no siempre aparece recogido en los libros de texto. De esta manera, podrás conversar de forma mucho más natural y también entenderás fácilmente a las personas que se dirijan a ti. Merece la pena tratar de encontrar clases en tu zona pero, si no las hay, también tienes la opción de recurrir a páginas web que te ayudarán con el aprendizaje del francés. Este es el caso de Lingoda.

Francés para principiantes – Clases en línea con Lingoda

Aprender francés en línea con Lingoda significa que puedes estudiar en tu casa, en cualquier momento que te venga bien. Esto te permitirá aprender de una forma relajada. Nuestras clases están disponibles 24 horas al día, siete días a la semana, y puedes elegir entre clases particulares con un profesor o aprendizaje en grupo.

Las clases particulares te permitirán concentrarte en aquello que realmente necesitas aprender y te garantizan la posibilidad de centrarte en las partes que más te cuestan. Tu tutor personal te responderá con explicaciones que te ayudarán a superar las dificultades de aprendizaje que puedas tener.

También puedes probar los videos de aprendizaje interactivo, que abarcan una amplia variedad de temas. Los distintos niveles de dificultad te permitirán la adquisición progresiva de nuevas competencias y capacidades en el idioma.

Las clases son flexibles y te permiten tanto elegir el material como diseñar un plan de aprendizaje que se adapte a tus necesidades. Puedes chequear tu progreso en línea y también recibirás certificados que reflejen tus progresivos niveles de conocimientos y soltura en el idioma. Esto te servirá de gran ayuda para determinar tus opciones laborales, así como para preparar cualquier tipo de examen que tengas que afrontar.

El hecho de hablar una segunda lengua es una habilidad muy apreciada, así que cuantas más opciones tengas de poder comunicarte y escuchar a otras personas hablando este segundo idioma, más rápido conseguirás un alto nivel de destreza y soltura.

Simplemente, Lingoda es el mejor lugar para lograrlo.

Razones para empezar a estudiar francés

Es importante que recuerdes los motivos que te llevan a aprenderlo.

  • Mantente centrado en tu objetivo y no intentes abarcar demasiado muy pronto. Encuentra un ritmo que te resulte cómodo y no te metas prisa. Aprender un idioma nuevo puede resultar duro a veces pero no te desesperes y, sobre todo, no renuncies; verás cómo el esfuerzo merece la pena.
  • Es probable que en determinadas ocasiones te tengas que enfrentar a situaciones idiomáticas complejas que requieran el manejo de conocimientos o de terminología específica. En esos casos, trata de pensar cómo lo expresarías en tu propio idioma antes de lanzarte a intentar explicar los conceptos directamente en francés.
  • Desarrolla tus capacidades empezando por los conceptos más básicos, ya que estos te ayudarán a conseguir una buena base desde la que podrás comenzar a mejorar tu vocabulario y el uso de construcciones gramaticales más complejas.
  • Evita las frases rebuscadas e intenta no traducir literalmente las palabras, ya que esto puede resultar bastante confuso. La mayoría de los cursos de francés para principiantes te darán las herramientas para poder interactuar en situaciones cotidianas y también te aportarán los recursos necesarios para desenvolverte en situaciones más complejas.
  • Cuando aprendes un idioma nuevo, es natural que a veces te sientas frustrado, ya que muchas veces te costará encontrarle el sentido a las nuevas expresiones que tratas de aprender. Para muchas personas, el francés básico no es un idioma en el que se sientan cómodas al principio, ya que tiene muchas reglas y no pocas contradicciones. Si éste es tu caso, no te preocupes, porque la mayoría de los idiomas son bastante complicados en cuanto a reglas de pronunciación y estructuras gramaticales. Tómatelo con calma y concéntrate solamente en lo que puedes manejar hasta que te sientas lo suficientemente seguro de que entiendes lo que estás aprendiendo.
  • Habla con tus amigos o con otros estudiantes que estén en tu misma situación: seguro que podrán ayudarte con lo que a ti se te resiste.
  • Practica tanto como te sea posible y utiliza cada oportunidad a tu alcance tanto para hablar francés como para escucharlo.